Diferencia entre liposucción y abdominoplastia

Abdominoplastia y liposucción

Diferencia entre liposucción y abdominoplastia

Quizás muchas personas tengan problemas para conocer la diferencia entre abdominoplastia y liposucción, dado que existen muchas semejanzas por tratarse de operaciones quirúrgicas cuyo fin es garantizar una mejor estética en la paciente.

En ambas intervenciones se realiza una reducción de la grasa corporal, ya que en muchos casos, la abdominoplastia incluye una liposucción. Esta última se define por la extracción de la grasa, mientras que la anterior no solo extrae la grasa, sino que estira la piel y el músculo flácido, con el fin de extraer esas partes sobrantes que aparecen por diversos motivos que a continuación se expondrán.

¿Cuál es la diferencia entre liposucción y abdominoplastia?

La diferencia entre liposucción y abdominoplastia se encuentra especialmente en el tipo de cirugía de cada una de las intervenciones, el objetivo que se busca y la zona tratada. Obviamente, en ambos casos la paciente presenta características distintas.

  • En la liposucción la paciente demanda pérdida de grasa en cualquier parte del cuerpo, pero para ello necesita adecuarse a los requerimientos quirúrgicos. Como requisito, el cirujano deberá comprobar el buen estado de los músculos y la piel, en caso contrario, surgirá la necesidad de realizar una abdominoplastia.
  • En la abdominoplastia, la intervención se realiza exclusivamente en el abdomen. Cuando sobra piel, debido a una gran pérdida de peso o tras haber tenido un embarazo, esta técnica reduce el sobrante, acomodando músculos e, incluso, realizando una liposucción en las zonas del abdomen donde se ha acumulado grasa.
  • La abdominoplastia, al ser una intervención más completa, es más complicada de realizar, por lo que los riesgos aumentan con respecto a la liposucción. Esta se limita a la extracción de la grasa externa, mientras que la abdominoplastia puede hacer lo propio en zonas internas como el abdomen e intestinos.
  • Durante el proceso de recuperación, los tiempos entre una y otra operación también varían, siendo la liposucción la que mejor se adapta a la paciente por un periodo más breve de reposo.

¿En qué consiste la abdominoplastia?

La diferencia entre liposucción y abdominoplastia consiste en que esta última a través de la eliminación del exceso de tejidos adiposos, piel e incluso de la tensión tiene como objetivo reconstruir las paredes abdominales para conseguir un resultado exterior cuidado y estético. Como hemos visto anteriormente la liposucción solo se ocupa de eliminar grasa.

Durante el proceso operatorio, el cirujano realiza una incisión en el área central del abdomen, con el fin de tonificar la zona y ayudar a la paciente para que luzca mejor físicamente. Tras eliminar la grasa y la piel sobrantes, reduciendo las estrías que pueda encontrar, cierra cada incisión con puntos de sutura.

En el proceso tiene una gran importancia la colocación del ombligo, esto se denomina neoumbilicoplastia.  Se puede completar este proceso con una liposucción en los flancos para que todo el contorno quede armónico.

Al terminar la cirugía, se colocarán tubos de drenaje para que se vayan eliminando los fluidos que suelen aparecer tras un proceso quirúrgico como este, pero estos se eliminarán pasado un día.

¿Cuáles son los requisitos para una abdominoplastia?

Para realizar esta operación quirúrgica, el cirujano tendrá en cuenta ciertas pruebas previas a las que deberá someterse la paciente. Valorará además la presencia de estrías, la acumulación de tejidos grasos, la tonalidad muscular y posibles hernias que puedan alojarse en la pared abdominal.

Paciente abdominoplastia

Será fundamental que la paciente, en caso de que sea fumadora, abandone este hábito y lleve una vida saludable, con una dieta indicada y un cuadro de ejercicios que le puede seguir sirviendo después de la cirugía.

Los pacientes  que tienen una mayor probabilidad, por sus características físicas de someterse a una abdominoplastia son:

  • Personas que han sufrido obesidad, y que como resultado de adelgazar la piel de su abdomen no queda tonificada. Esta operación es perfecta para eliminar la piel sobrante y la grasa adherida.
  • Después del embarazo muchas mujeres no logran recuperar su figura, ya que la piel del torax y la zona abdominal queda descolgada, además es una buena forma de eliminar las estrías resultantes.

 ¿Cómo es la recuperación de abdominoplastia?

Se hace hincapié en la importancia de caminar inmediatamente después, pues es la única forma de evitar que se produzcan trombos. Es muy importante seguir los pasos marcados y sus tiempos, sobre todo al comienzo de la recuperación:

  • Utilización de un vendaje compresivo las 24 primeras horas después de la cirugía.
  • En la finalización de la operación el equipo médico colocará drenajes para eliminar los líquidos segregados con posterioridad a la intervención. Estos serán utilizados durante 48 horas.
  • Por último es importante utilizar una faja compresora como mínimo durante los dos meses posteriores. El tiempo de uso dependerá del paciente.

¿Cómo son las fajas de abdominoplastia?

Las fajas de abdominoplastia están fabricadas por lo general en licra y a la medida de cada paciente. El objetivo es que a través de la compresión ejercida sobre la zona que ha sido intervenida, se consiga fijar la piel para que no haya desplazamientos, de la misma forma que ocurra con los tejidos que han sido tratados. Esta es una de las partes más importantes del proceso de curación.

¿Cómo son las cicatrices de abdominoplastia?

En este caso, las cicatrices resultan mayores con respecto a la liposucción, ya que suelen eliminarse grandes cantidades de piel, y se requiere de mayor amplitud en caso de que se deba intervenir en la reducción de algunos músculos.

Antes de la intervención, debe tenerse en cuenta la ropa interior de la paciente, con el fin de que las cicatrices, tras la operación quirúrgica, puedan camuflarse.

¿Cuáles son los riesgos de la abdominoplastia?

Pueden darse algunos riesgos durante o después de la cirugía, como la aparición de moretones o coágulos de sangre, pudiendo ser esta segunda reacción peligrosa si no se percibe a tiempo. Del mismo modo, es necesario que el paciente siga estrictamente las indicaciones del médico, para evitar así infecciones que podrían retardar un proceso de recuperación que podría prolongarse hasta cuatro semanas.

¿Cuáles son los síntomas normales después de abdominoplastia?

Durante una abdominoplastia es normal que el paciente sienta los siguientes síntomas, por lo que no es preocupante a no ser que se extiendan en el tiempo, de lo contrario debe consultarlo con el cirujano.

  • El dolor es algo normal durante el proceso de recuperación, esto lo puedes solucionar con un analgésico. Si esto no es suficiente lo mejor es consultar con el equipo médico.
  • Durante las primeras 48 horas el sangrado y la secreción es común, para eso están colocados los drenajes.
  • En la zona que ha sido intervenida aparecen edemas.
  • Además la fiebre también se presenta como posible sintomatología.

¿Cuál es la dieta postoperatorio abdominoplastia?

La dieta postoperatorio de la abdominoplastia debe ser:

  • Ligera y en pequeñas cantidades para que no se produzca un efecto hinchazón, esto sería contraproducente ya que en esta fase de recuperación no debe aumentar la presión en la zona.
  • La dieta debe favorecer que el tránsito intestinal sea correcto, por eso debe ser alta en fibras.
  • Incluir en la dieta alimentos que favorezcan la cicatrización de la piel y los tejidos. Es decir, aquellos con un alto contenido en vitamina C como los cítricos.
  • La hidratación es fundamental, por eso debes controlar el consumo de líquidos como agua u otros, pero que sean no gaseosos.

¿Cómo queda el ombligo después de una abdominoplastia?

Es fundamental en el resultado final, ya que una mala técnica o un problema de cicatrización puede arruinar el aspecto.

La piel que rodea al ombligo es diferente después, por eso se debe cuidar las proporciones y las medidas. Dependiendo de cómo esté el ombligo antes de someterse a la intervención, el cirujano debe comprobar cuál es la mejor opción para que se adecue al nuevo abdomen.

¿En qué consiste la liposucción?Liposucción cánula

La liposucción consiste en un proceso a través del cual se elimina el tejido adiposo de la zona seleccionada. Existen varias técnicas empleadas:

  • Jeringa
  • Ultrasonidos
  • Láser

Cuando se realiza a través de una cánula, el proceso consiste en marcar los puntos por donde se introducirá y posteriormente se absorberá la grasa de la zona. Además este proceso será apoyado con la inyección de una solución para ayudara a eliminar la grasa y además anestesiar la zona.

¿Cómo es una cirugía de liposucción?

En la cirugía, se introduce una cánula que va conectada a una máquina succionadora, que ayuda a retirar la grasa acumulada en las áreas externas. Este proceso suele durar entre una y dos horas.

¿Cuál es el riesgo de la liposucción?

El riesgo se produce con la pérdida de líquido que se acumula con la grasa. Mediante vía intravenosa, el cirujano equilibra la situación, habiendo preparado previamente lo necesario para realizar una transfusión, incluso con la propia sangre del paciente extraída antes de la cirugía.

¿Cómo es la cicatriz de liposucción?

La liposucción, que se limita a la extracción de grasa, se realiza con pequeñas incisiones, que apenas se notan tras la recuperación de la paciente, a la que se le aplica anestesia general con el fin de mantenerla inmovilizada durante la operación.

¿Cuáles son los tipos de liposucción más comunes?

La liposucción es la extracción de grasa en una parte localizada del cuerpo, las más comunes son:

  • Liposucción abdominal
  • Liposucción de papada
  • Liposucción de piernas
  • Liposucción de brazos
  • Liposucción de flancos
  • Liposucción de glúteos

¿Cuáles son las liposucciones más comunes en hombres?

El abdomen es una de las zonas del cuerpo masculino donde más grasa se acumula y además donde es más difícil de eliminar, incluso con ejercicio físico. La recuperación de esta cirugía será igual y mantendrán los tiempos que expusimos de forma general.

Es importante que tras una liposucción de abdomen se cuide mucho la alimentación, ya que la grasa localizada en esta zona es de difícil eliminación.

¿Cuáles son los cuidados después de la liposucción?

Después de una liposucción debes seguir una serie de pautas, recuerda que aunque ya te hayas sometido a la cirugía es fundamental que cuides, y mucho, el postoperatorio.  Estas son algunas de las pautas que debes seguir para conseguir el mejor resultado:

  • Es fundamental que pases las veinticuatro horas posteriores en reposo absoluto.
  • Los tubos de drenaje se eliminarán tras el tercer día tras la operación. Para evitar los sangrados, se pondrá un vendaje elástico.
  • Durante los  siguientes días, debes guardar reposo pero puedes comenzar a moverte sin realizar esfuerzos.
  • Si la cirugía se ha realizado en la parte inferior del cuerpos, como caderas o piernas, debes comenzar a caminar treinta minutos con una repetición de 4 veces al día y haciendo descansos entre ellas.
  • No debes realizar ejercicios duros hasta un mes después. Actividades físicas como el aerobic o la realización de saltos pueden causar imperfecciones en el resultado final.
  • La utilización de medias compresoras también es muy útil para asegurar el resultado final.

No hay tanta diferencia entre abdominoplastia y liposucción, pero ambas confluyen en la fuerza de voluntad del paciente para obtener los resultados esperados.

Related posts